Cualquier día, es una buena oportunidad para recomenzar

A la hora de contar los días, de un inicio, de pensar en recomenzar, todo depende del inicio, del cero, del punto de referencia o de partida…del primer día.

Cada sistema de referencia tiene su inicio o punto de partida,

éste puede variar para cada uno…

Podemos citar varios ejemplos: El calendario hebreo va por 5777.

Los chinos celebran la llegada de un nuevo animal en enero y para el calendario maya el pasado 21 de diciembre de 2012 fue el último día del 13º baktun.

Para el enfermo que acaba de superar a una enfermedad siente que su vida de nuevo inicia, para el recién graduado empieza una nueva etapa profesional.

Mi referencia al pertenecer al mundo occidental es el calendario gregoriano, que es el estándar mundial.

Cito estas lineas anteriores, porque todo indica que nos “manejamos” en ciclos, períodos, etapas, pareciera que le damos el tratamiento a el tiempo en secciones, segmentos, cajitas …y cualquiera que sea la forma de tu tiempo lo cierto es que de una manera u otra siempre tenemos la oportunidad de recomenzar.

Es nuestra condición humana y terrenal: un principio y un fin.

La naturaleza en su balance y armonía perfecta nos muestra de muchas formas que todo nace para luego llegar a su final en una constante transformación. En esa constante transformación va nuestra vida, en el devenir diario de nuestras emociones, intensidad, altas y bajas…

Considero que lo verdaderamente importante es permitirnos a nosotros mismos ser felices, y vivir agradecidos de Dios y de la vida en ese día a día.

Al mirarnos al espejo, cada uno tiene la elección de decir: “Otra arruga más…un día menos”, o simplemente decir:

Gracias! Otra hermosa oportunidad de empezar, y de renacer”.

Cada uno de nosotros tiene la elección de Vivir con nuestros pensamientos inmersos en quejas, limitaciones impuestas por nosotros mismos, chismes o resquemores, o…

Hacer de nuestra mente un universo de creatividad, bondad y luz…

De nosotros depende ver cada día como una muerte, o, como un día plenamente vivido.  O más aun, como un renacer.

En vísperas de un nuevo año, es normal encontrarnos con nuestros pensamientos.

Reflexionando, revisando y haciendo un balance de lo que deseamos hacer, empezar o simplemente posponer.

Lo central en nuestro balance es saber cuáles son las cosas realmente importantes, esenciales, que nos aportan a nuestra felicidad y recordar que todas ellas, de una u otra forma, pasan con el tiempo. Surgen y desaparecen. Así como nosotros mismos.

Y si nos fijamos bien, esas cosas están allí todo el año. Y podemos recomenzar a disfrutarlas cuando lo decidamos.

Todo momento es un buen momento…vivamos a plenitud.

¿Ya hiciste tu evaluación del año?

Hazlo y verás que tuviste más momentos de risas y alegrías que de lágrimas. Si es así, puedes sentirte bendecido

…Entonces agradece y abre tus brazos para recibir esas bendiciones y para compartirlas desde tu corazón.

Mi invitación a que incluyas en tus resoluciones actos de amabilidad, a  vivir y disfrutar a plenitud de tus momentos compartidos, a  conectar tu emoción,  a vivir y compartir desde la Gratitud, a seguir tu corazón…

Inmensamente agradecida de Dios y de la vida, hoy deseo para ti 365 oportunidades para renacer y vivir plenamente con Salud, Prosperidad y bendiciones de Dios.

Un abrazo de Luz

VIVE AMA AGRADECE

Por: Francia Aponte D’Alessio

Espíritu Libre, Ciudadana del Mundo, Escritora, Conferencista, Ingeniero, Empresaria

CEO y creadora de: Letras de y para la vida – Café de Mujer – Gea Belleza

Instagram @FranciaLolita @Letrasydeparalavida cafedemujer @GeaBelleza

Twitter: @FranciaLolita  @LetrasdeyLaVIDA  @cafe_demujer @GeaBelleza

Facebook: Letras de y para La VIDA – Café de Mujer – Gea Belleza Natural